Obama se re-explica

Esta pasada madrugada, a Barack Obama le tocaba afrontar su primer Discurso sobre el Estado de la Nación. Posiblemente una de las mejores oportunidades para que la mayor cantidad de estadounidenses posible le vieran decir algo nuevo, intentar un impulso nuevo para cambiar el ánimo en EEUU, y de paso frenar la caída de su imagen en las encuestas de opinión.

Se puede ver el discurso entero (con una traducción en texto muy útil) en El País.

Después de esuchar el discurso, estas son algunas de las características que me parecen destacables:

1- Un tono populista suave hila todo el discurso, “populismo del bueno”, es decir, sacar un poco las cosas de contexto, pero con la excusa que es para animar al país.

2- Sorprenden las muchas iniciativas nuevas que Obama propone.  Pero sorprende que pese a que insiste en la necesidad de tomar decisiones difíciles, todas y cada una de las medidas que propone seguro que sonarían bien al 90% de los ciudadanos: exijir más impuestos a los bancos, más becas universitarias, reducir más impuestos a las clasese medias, más energías renovables, etc… Da la sensación que alguna medida se debe haber guardado, cuesta de creer que toda la actuación del Gobierno suene tan bien.

3- Destaca del discurso que del siempre ultracorrecto Obama salen esta vez más frases críticas y hasta sarcásticas de lo habtitual, especialmente contra los bancos, la bolsa, los lobbys… a lo que pinta como los malos de la película. Y también destacan en su discurso (esto tambien es cierto populismo) los constantes ataques  a “Washington”, del cual él mismo es la cabeza más visible, ahora mismo.

Fuente: NYT.

4- Obama no es republicano, pero en un discurso así tiene que parecerlo. Así que el patriotismo a veces suena hasta molesto. Advierte constantemente contra otro países, diciendo (mientras todo el Congreso se pone de pie a apludirle) que otros “competidores” como China, Alemania, la unión Europea no deben avanzar más rápido que Estados Unidos. Porque “yo no acepto que EEUU tenga el lugar número 2”, concluye.

5- El discurso es serio, reflexionado, muy bien pensado. Da la sensación que se han integrado muchos ingredientes, y no faltan las historias personales de ciudadanos que “me han escrito, cartas que leo todas las noches”, con las que Obama emocionaliza las nuevas leyes que presenta al largo del discurso.

6- Muy al principio, el presidente lo deja claro. Entre todas sus diferentes prioridades en su campaña, todos los cambios que tenían que llegar… reducir el paro será la prioridad. La educación, la reforma sanitaria, Afganistán, la seguridad también se citan, son temas importantes, pero serán secundarios de cara al 2010 (sólo la sanidad parece que puede compartir protagonismo con el crear nuevos puestos de trabajo).

7- Destaca que Obama vuelve a sacar a relucir su vibrante capacidad oratoria, suena equilibrado, y con ritmo. Pese a tomarse una hora y diez minutos, su discurso no aburre.

8- Es gracioso como Joe Biden (vicepresidente) y Nancy Pelosi, la presidenta del Congreso, aguantan muy bien la presión de salir en segundo plano todo el tiempo, mientras habla Obama. Sonríen, asienten, y se añaden con ganas a los aplausos en pie de los demócratas, cada dos-tres frases del presidente.

Fuente: NYT.

9- Es de agradecer que Obama utiliza el tiempo para explicar planes de acción, dar datos, hacer previsiones, y prometer nuevos proyectos muy concretos. En cambio, alude mucha a combatir el cambio climático, y trabajar con energías sotenibles, cosa que en Europa, después de haber visto su floja aportación en Copenhage, suena a exageración.

10- Molesta un poco la manía que Obama tiene de adular a los ciudadanos. El americano medio lo hace todo bien, trabaja duro, tiene esperanza, apoya el bien, y nunca se aprovecha del sistema, como sí lo hacen los malos banqueros. Es muy bonito, pero no es la verdad.

11- “No podemos estar cada día en elecciones”. “No podemos siempre pensar que si el oponente pierde, nosotros ganaremos”. “Estamos aquí para servir a los cudadanos, no cultivar nuestras ambiciones”. Esto en cambio, suena más creíble, en un Obama que realmente se ha esforzado en cambiar el canibalismo político.

12- Y para acabar… ¡qué personalidad que tiene Michelle Obama! Cuando el presidente cita su trabajo para cambiar las tendencias de alimentación de los niños, ella mantiene el tipo ante la ovación de los congresistas, sonríe con seguridad ysaluda discretamente, para pedir después con un gesto que no necesita tantos aplausos, y que es mejor que siga el discurso.

En general, un buen discurso. En la forma, y sobretodo en el contenido. Pidiendo más trabajo unido entre republicanos y demócratas, criticando su propia trayectoria en algunas aspectos, y recordando al final los valores democráticos, y el empeño que son necesarios para cambiar las cosas y mirar adelante con ilusión, con proyectos concretos.

Aquí el análisis del discurso en CNN

.

pd Por cierto.. por qué en EEUU el concepto “bipartidismo”  (acuerdos entre los dos partidos principales) es positivo? Es mejor que el unipartidismo, sí, pero no sería mejor buscar el acuerdo más allá de demócratas y republicanos? Acaso no hay un monton de ciudadanos que no se identifican ni con unos ni con otros?

Anuncios

Etiquetas: , , , ,

One response to “Obama se re-explica”

  1. Dorcas says :

    jeje me ha hecho gracia el punto 12 🙂 (sorry por no hacer un comentario más profundo/analítico) Some other time

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: